Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

viernes, 1 de abril de 2016

Nos vemos enfrentados nuevamente a otro ataque terrorista, “de acuerdo con el sistema”, sentimos como nuestro lo sucedido.
La reacción es clara a la corriente de las masas alarmadas y de pronto “Todos Somos …”

Recuerdo el año pasado cuando todos fuimos Charlie “Je suis Charlie”, cuando nos enteramos del asesinato de 12 caricaturistas en Francia, con toda nuestra indignación exigimos el respeto a la libertad de expresión. Y esta bien...
Pero en México han asesinado a más de 103 periodistas desde el año 2000!.
...Y claro, me pregunto ¿cuántos “Somos México” ?
¿Será acaso que la libertad de expresión solo vale en Francia?

Cuando en Francia nuevamente sucedió el atentado en la sala de conciertos Bataclan, "Todos fuimos Francia".
Pero ¿cuantos fuimos Túnez cuando hubo el atentado terrorista en el Museo Nacional de El Bardo y fallecieron 23 personas?
¿Cuantos fuimos Kenia cuando llegaron los terroristas y asesinaron a 48 estudiantes de la Universidad de Garissa?
O cuando fueron 67 los asesinados en manos del terrorismo también en Kenia, en un centro comercial en Nairobi.

¿Quien “fue Colombia” con aquello de las fosas clandestinas, donde encontraron los restos óseos de 4.210 niños?
¿Fuimos Nigeria, al enterarnos de las 219 niñas que fueron secuestradas por Boko Haram?
¿Seremos conscientes de lo que estas niñas están viviendo a manos de estos terroristas?

De que se trata el dichoso “chistesito” del “Todos Somos”? se trata acaso de color de piel?
¿de clases sociales? ¿de ideologías?

¿Cuántos somos Venezuela?, donde el pueblo ya no aguanta más, donde se reportan saqueos, y en los periódicos se leen titulares que dicen: "¡Revolución de hambre!" "¡Así habla el hambre!"
¿Cuando dejamos de ser México?
¿Aparecieron ya los 43 de Ayotzinapa?.
¿Ya no hay desapariciones forzadas?
¿Ya olvidamos los miles de femicidios y el genocidio en el que viven los mexicanos?
¿Cuántos somos los niños y las niñas víctimas del tráfico de órganos y explotación sexual en el mundo?
Acaso ¿hay algún país “de moda” para decir “Yo soy…” o “Todos Somos…”? ¿acaso nuestra indignación y nuestro dolor es asunto geográfico?


En Palestina, tanto en Gaza como en Cisjordania, el agua está estrictamente limitada por las políticas actuales del Gobierno Israelí, ¿cómo se vive sin agua? ¿cuántos somos Gaza?
¿Cuántos hace unos días gritamos “Todos Somos Bélgica” y al día siguiente
¿quien dijo “Somos Irak”?  donde en un estadio murieron 26 personas y en Pakistán murieron 70 personas más…

¿A cuántos nos duele las invasiones y tantas muertes que lleva en sus espaldas Estados Unidos en Libia, Somalía, Irak y Siria, con el permiso de la Unión Europea?
¿Nos acordamos de Israel en Palestina? ¿de Arabia Saudita en Yemen?
Esas “Banderitas” ¿no valen? esas muertes ¿no son personas?

Escuché en las noticias que las autoridades belgas, atacaran Siria, para combatir el Estado Islámico… ¿De donde van tomar “más Siria”? si ya de este país no queda nada? ¿que más quieren?

Existe otra palabra que duele, que pudre, que encona tanto como el “Terrorismo”;“Refugiados!
Porque no decimos nada del bloqueo de Estados Unidos a Cuba porque no “Todos Somos Cuba” Porque no “Somos Palestina y Siria” ante el genocidio que esta sucediendo allá?

Ok, ok, salgamos del “extranjero” vengamos a nuestros países a nuestras tierras ¿cuántos somos..? ante lo que tenemos al lado,ante nuestros ojos: crímenes, violaciones, homicidios, femicidios ,maltrato animal.

Porque no somos capaces de pensar por nosotros mismos, porque no somos capaces de sentir y vivir TODA INJUSTICIA como nuestra, sin filtros de “moda”
Porque me parece (opinión muy personal) que ante tanta injusticia no podemos ser neutrales…

Ahora "Todos Somos..." (algún país de moda actual), pero cuando sabremos ser humanos?


(En tonos grises)
©Hazel Castillo.





martes, 22 de marzo de 2016

A ti que sientes que perdiste muchas noches pensando en quien no te pensaba y mirando a quien no te miraba.
A ti que sentiste vivir con tu mirada perdida en el pasado.
A ti que has sentido que vivías atada a un sueño, a algo imaginario que te oprimía la garganta y te impedía respirar.
A ti que te sentiste alguna vez con la necesidad fija de querer ser perfecta, para correr y pasar el listón tonto de aquella meta efímera queriendo ocupar un cuerpo que no eres tú.
A ti que alguna vez te cruzaste de brazos y bajaste tu cabeza quedándote el alma deshidratada de tanto que te contuviste por no poder sentirte cómoda en un lugar donde no pertenecías, y que justo en el momento que ya no aguantaste más quisiste correr y no encontraste la salida a eso que llamabas tu confinamiento voluntario.
Tú que empacaste tus sueños en el ático del olvido por soñar los sueños de otros, “más fáciles”, más “de acuerdo a alguien como tú” que te creíste pequeña y frágil casi viviendo una vida prestada durmiendo por las noches con el temor constante de que en la mañana al despertar te toparas con esa persona del espejo a la cual no sabias amar.
A ti que sentiste lo que es vivir en un alma ajena, buscando en lo absurdo y meterte en ello horas y horas hasta perder el sentido, hasta que sentías que te comían las entrañas y destrozaban cada instante de tus momentos felices.
A ti que aceptaste que te etiquetaran y te llamaran con otros nombres, que dijiste si a un amor medido y condicionado, que permitiste ser parte de una despensa imaginaria para ser migaja y saciar el hambre de otros.
A ti que vendiste el brillo de tus enormes ojos a cambio de una mirada y te silenciaron la sonrisa por un momento de placer fingido.
A ti que entregaste tu mundo entero y en cambio te dejaron un vacío enorme y que aún en las tardes frías no puedes llenar.
A ti que caminaste por el fuego pensando que caminarían junto a ti y descubriste que ni las lágrimas podrían apagar el dolor de tu alma incinerada cuando te diste cuenta que caminabas sola en medio de las llamas.

Abriste por primera vez la escotilla, quitaste los cerrojos y desnudaste tu alma, y luego miraste que los demás estaban armados y resguardados...
A ti que cuando escuchaste el primer "no", como niña ingenua le pintaste corazones y lo quisiste trasformar en un "si" lleno de esperanza, mientras comías de la mano de alguien promesas que eran olvidos pero sabían tan dulces que querías solo abrazarlos.
A ti que has llorado tanto que se te seco el alma, y se empañaron tus ventanas, que la hiedra aprisionó tus pies y te creíste presa en una maleza de angustia, recibiendo día a día ese beso malicioso y esa sonrisa llena de lascivia, esas sonrisas que en vez de sellar promesas, son usadas para no asumir la cobardía.

Y llegó el día en que creciste y te cansaste de esperar que te miraran perfecta, que te diste cuenta que ya no podías esconderte en el cesto de la ropa sucia, o en el ropero del cuartito del fondo, y pisaste con tanta fuerza que ya no pudiste caminar sobre tanto lodo, y aprendiste a volar tan alto que dejo de importarte las miradas que intentaban devorar tu esencia.
Y entonces sentiste en tu corazón el calor suficiente como para no aceptar más abrazos fríos y noches tristes.
Y ya no necesitaste aquello que pensabas necesitar y rechazaste lo absurdo para que nunca más gobierne tu alma, convertiste tus recuerdos malos en enseñanzas buenas, tuviste la valentía suficiente para hermosear tu vida y hoy tienes la alegría para vivirla.
Te diste cuenta que el brillo tus ojos no tiene precio y que tu sonrisa deliciosa nadie puede silenciar.

Aprendiste a volar y la hiedra nunca más ató tus pies cuando quisiste continuar y así aprendiste a fabricar tus metas y sueños…

A ti que un día te dijiste basta
A ti que hoy miras esa mujer en el espejo y lo único que te provoca es abrazarla.
A ti te pido que nunca olvides que eres fuerte y que pudiste con todo.


(En segunda persona)
©Hazel Castillo.


sábado, 12 de marzo de 2016

Mantente sin memoria
Que en tu mente solo quede lo que enseñó cada golpe
Y que lo importante sea que estas aquí,que sobreviviste.
Recuerda lo que sentías mientras salias del lodo y piensa solo en las cicatrices,
jamás trates de recordar las heridas...
Ten en mente que ahora eres fuerte como el hierro, y resistente como el acero.
Siéntete orgulloso de cada error, desecha cada decepción y espera que cada traición sea la última,
Atesora un poco de adrenalina en tu sangre, para cuando tengas que dar un salto al vacio, amortigües el dolor de la caída sabiendo que aunque dolió, diste ese paso.

Y sobre todo vive sabiendo que nadie merece te hagas daño, nadie merece tu dolor

Olvida una mala cara, y guarda sonrisas, siempre es necesario tener una a la mano en caso de malos tiempos, esos en los que aveces escasean las manos extendidas para ayudar y los abrazos para recargar.
Escoge a las personas que quieres en tu vida, porque el día que vivas sin memoria recordarás sus caras y sus miradas serán tu amuleto de luz ante la oscuridad.
Cuando puedas sé el bastón de quien necesite caminar y la silla donde pueda el cansado descansar, Trata ser la música en el corazón de los que quieran escucharte, y regala El Pan de Vida al que tenga hambre de vida.
Déjate querer.
Deja que te necesiten, sé alguien que quieran recordar, permite en tu vida silencios,
recibe los "si" con alegría y acepta los "no" con humildad.
Quiérete, siempre quiérete, obséquiate una mirada condescendiente, pero sin temor
apasiónate de tu capacidad de amar, de tu fuerza para nadar contra la corriente en aguas turbulentas.
Cuando las olas te tumben levántate y ármate de nuevo.
Exprime de cada momento, instantes felices.
Enamórate de la fuerza que tienes para convertir tus derrotas en victorias.

Hay situaciones difíciles que llegan a nuestras vidas y nos sacuden convirtiéndose en buenas lecciones y oportunidades, situaciones que sabes que hay algo que aprender, buscas y buscas y mientras caminas en medio de esa tormenta, nada encuentrtas, pero llega un momento en que aunque parezca imposible esos latigazos amargos llegan a tu vida para hacerte cambiar, para moldearte.
Tú puedes ser una lección para ti mismo, no te quedes sentado pensando si aprendes o te lamentas, eres tu quien decide si se disfraza, o le muestra al mundo quien en realidad Acéptate como eres y Perdónate por no ser como imaginaste o como otros quisieran que fueras, eres tú quien le grita a otros lo que eres capaz de defender,eres tú quien decide si eres luz y brillas o te apocas y te pierdes en la oscuridad.
Eres tú quien de todo el caos se deja las caricias y las enseñanzas.
Eres tú quien decide mudar de piel, y continuar...

(Sin Memoria)
©Hazel Castillo.



martes, 5 de enero de 2016

 Me importa bien poco lo que el calendario chino diga, le resto importancia a la suma que hace la numerología con los números que tiene el año que acaba de empezar, me da lo mismo lo que el horóscopo pueda sentenciar, no suelo regir mi felicidad (entre otras cosas) en base a cosas similares.
Solo creo en ti, mi convicción eres tú, la brújula hacia donde apunta mi Fe.
Gracias por existir.
Hoy siempre es principio, mañana también, será lo que tenga que ser, y eso lo sabemos bien, que no importa lo que pase, nos subimos en el mismo andén aquel donde nos encontramos sin querer, a ese tren donde hoy transitamos buscando llegar a una promesa que nos espera, en la estación esperanza. La vida es el viaje, tú tienes el coraje, yo la paciencia, no llevamos equipaje, porque sabemos que nunca nada nos faltará.

G.Alejandro García.



sábado, 2 de enero de 2016

Porque un día me encerraron,me ataron las manos y así fue como me crecieron las alas y aprendí a volar...
Porque desde niña supe cuando sonreír y por eso nunca me quejé de lo que nunca tuve.
Y me amordazaron, quisieron hacerme callar y así fue como aquel día aprendí a gritar.
Y cuando me humillaron la fe en mí creció...
Porque nunca he sido cobarde.
Porque nunca me aparté del camino aún cuando sabía que este no sería fácil,
porque nunca me he vendido, como lo hacen aquellos que no tienen valor.

Cuando me golpearon, nació en mí el poder y dije nunca más!, un “nunca más” lleno de dignidad.
Porque a pesar de lo que difícil que fue, tuve el valor de apostar por mi y darle la espalda al pasado.
Y hoy cada vez que siento dolor, cuando lo inevitable se hace presente, tengo la certeza que detrás de la puerta hay una recompensa para mí, porque siempre he encontrado el lado bueno dentro del caos y así fue como aprendí la manera de no sufrir.

Porque el día que me dijeron que "no podía", cerré mis ojos, me lancé al vacío y vencí mi miedo y mis ganas de lograrlo me hicieron gigante, porque siempre he sabido que los que saben superar sus miedos se vuelven indomables.
Y el día que me dejaron de lado…
ese día supe que tenia que estar en medio de todo y nunca más perderme de nada
Porque sé que todo pasa por algo, ¡Porque sé que todo pasa !
Y aunque en el momento no lo vi porque las lágrimas nublaron mi vista y el temor me congeló, entendí que era parte de un gran plan para superarme, para convertirme en alguien de valor.

Porque un día me negaron un abrazo y ese día fortalecieron mi espíritu .
Y el día que me cerraron la puerta supe que tenia un camino que se abría ante mí y que no quería volver con aquellos y hoy lo agradezco porque no aprendí de ellos.
Y aprendí que cada vez que se ríen de mí,contagiarme de su risa, porque soy capaz de ver mis defectos y hacer las paces con ellos,aunque no me sea fácil .
Porque nunca me sentí menos que nadie, más bien afortunada de haber aprendido lo que hasta el día de hoy he vivido
Porque aprendí a caminar en la oscuridad, porque amo sin medidas ni preguntas, porque el mapa que lleva al tesoro lo llevo conmigo y lo vivo para mí.

Porque la simpleza de las cosas me apasiona, porque aprendí a construir mi camino con lo que me voy encontrando mientras voy caminando.
Por que un día voltee a ver donde nadie miraba y encontré lo que ya nadie buscaba.
Porque toco mi música en medio del desierto y comparto mi alegría con quien aún no la conoce.

Y nunca hubo viento que me detuviera ni pasado que me hiciera retroceder,porque aprendí a adaptarme sin perder mi esencia.

Y siempre de rodillas me quebré, para de rodillas volver a levantarme y siempre es El quien me levanta.

Porque desde niña aprendí a amar la vida, a pesar de las circunstancias, a encontrarle el sentido a lo que en ella me sucedía,porque sentada a la orilla del río dibujaba mis milagros, los fabricaba y los provocaba.
Y todo esto soy yo, los instantes de mi alma.
Esto soy, mis instintos, mis nostalgias, mis encierros, mis silencios,mis venas abiertas,un poco de mi envuelto en letras.

Para algunos seré nadie, para otros, los que no saben ver con el corazón, los que no saben entender la esencia de la vida seré la que se mutila cada minuto, porque ese poder solo lo tenemos los que sabemos soñar con los ojos abiertos y los pies en la tierra, quienes atamos nuestra propia camisa de fuerza.

Un año más de mis instantes y gracias doy a Dios por dejarme vivir…

(Diarios)
©Hazel Castillo.





miércoles, 23 de diciembre de 2015

Recordemos y vivamos la verdadera Navidad
No perdamos el verdadero significado de lo que es la navidad,
recordemos siempre ese día que cambio el rumbo de nuestras vidas.
Ese día cuando nació Jesús, el Hijo de Dios,
nacido en un humilde lugar, 
hijo de un carpintero y una joven virgen. 
Ese día, que con El traería esperanza al mundo, 
no olvidemos que su mensaje de amor y generosidad, 
no es solamente en esta fecha sino todos los días.
No olvidemos que El vino a salvarnos y dar su vida por nosotros.

Y este acto de amor es lo que realmente tenemos que celebrar.

Que Dios les Bendiga esta Navidad, disfruten momentos especiales
junto a su familia, sonrían, abrácense.
 Pero no olvidemos celebrar el amor 
y la bondad que un día El tuvo con nosotros, no por un día
Sino por todos los días hasta la eternidad.

©Hazel Castillo.


viernes, 11 de diciembre de 2015

Vuelve a ser diciembre y agoniza un año más.
Me dijiste un día:
"Te tuve el diciembre pasado y te quiero conmigo este diciembre también..."

Y hoy apareces haciendo tanto ruido que despiertas mi memoria
y con tal alevosía junto con mi memoria te adueñas de mi melancolía…

Y aunque no se note me dueles.

Me dueles porque un día reímos juntos, soñamos juntos,
y como le dije alguien, llega un momento de ausencia donde los recuerdos bonitos duelen.
Porque te fuiste y sin mirar atrás emprendiste un viaje donde no te detuviste a pensar que quizá todo era verdadero.
Sin embargo ¿quien era yo para detenerte?.

Nunca me han gustado las despedidas,
pero menos la nuestra porque no hubo un hasta siempre,
porque no hubo un abrazo que me dejara un poquito de ti,
te alejaste y yo solo me quedé detrás de la cortina, (donde siempre estuve)
viéndote partir.
Me dueles porque no pude decirte lo que sentía y eso me dejó vacía.
Me dueles porque eres de esos instantes que nunca se van
que se repiten en mi mente una y otra vez, y aquí todo huele a ti,
todo me habla de ti, todos aún me preguntan por ti.

Hoy estamos separados y me dueles, porque no nos separa un mar,
nunca nos separó una frontera,
pero hoy me separan de ti kilómetros de palabras sin decir…

Aquí era el lugar más bonito del mundo, recuerdas?
porque era el único lugar donde eramos tú y yo,
aquí eramos“Chise y Shuji"
y no necesitábamos nada más porque nos teníamos el uno al otro...

Verte volar fue el espectáculo más bonito que me regaló la vida, porque era tu sueño,
porque lo luchaste y lo ganaste y me sentí por ti la más orgullosa de las mujeres
porque triunfabas.
Sin embargo la ironía se reía de mí, (como siempre lo había hecho)
porque me sentía feliz que volaras hacia tu meta, allá,donde estaría tu vida,
donde también se encontraba lo que conociste un día como “amor”...

Por algo dicen que amar también es dejar ir…

Y entonces empecé a coser todas las heridas
que con cada “te quiero” me hiciste en el momento que partiste
y uno por uno fui tomando todo aquello que en mi tesoro se encontraba
y que un día puse frente a ti, y lo guardé bajo llave y mil “nunca más”.

Hoy le dije alguien, todos deberían de tener un tesoro como tú,
de los que recuerdas y sientes un vacío en el estómago,
te sudan las manos y la sangre se acelera recordando todas la veces que estuve frente a ti,
con la timidez de una niña de 5 años
y la emoción de una mujer que ama por primera vez.

Y nadie se imagina todo lo que vivimos tú y yo,
éramos gigantes,
éramos un par de niños cantando hasta la madrugada,
explorando el mundo en las miradas de los demás,
nos reíamos de los rumores que muchos hacían de nosotros,
pero solo tú y yo sabíamos todo lo significaba la palabra “nosotros”.

Hoy me dueles porque no recordaba tu mirada,
porque no recordaba tu risa,
porque no recordaba que fui tu princesa,
me dueles porque no recordaba lo que fuiste para mí…

Pero olvidar no significa dejar de querer sabes?
para mí olvidar solo es silenciar a la memoria de todo aquello
que el tiempo no tiene la intención de curar.

(Diarios)
©Hazel Castillo.´